Temas de canarios, razas, cantos y posturas.
 
ÍndicePortalCalendarioFAQBuscarMiembrosGrupos de UsuariosRegistrarseConectarse
Últimos temas
» mi organisador de anillas
Mar Jun 21, 2016 8:43 pm por jbautista

» Vacunación
Vie Ago 01, 2014 6:38 am por liorod

» Sico Cria 2012
Sáb Feb 15, 2014 1:05 pm por eldomo3

» jaula de cuncurso artesaneal
Sáb Feb 15, 2014 11:04 am por eldomo3

» ME PRESENTO
Sáb Feb 15, 2014 11:03 am por eldomo3

» Alguien ha usado la foniopaddy?
Mar Ene 07, 2014 1:14 pm por eldomo3

» canario enfermo
Jue Ene 02, 2014 4:13 pm por YENZID

Compañeros
Criadero
Criadero
Criadero
Criadero
Canaricultor
Canaricultor
Aviario

Comparte | 
 

 *Enfermedades Comunes en canarios

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
eldomo3
Administrador
Administrador


Mensajes : 1395
29/05/2011
Edad : 31
Localización : tultitlan Edo. de mex.

MensajeTema: *Enfermedades Comunes en canarios   Mar Nov 22, 2011 9:26 pm

Buenas noches hoy les traigo esta informacion muy inportante para todos los ke
tenemos aves, y mas que andamos entrado en temportada de cria en mexico, hay que tener
nuestras aves al 100.

Este articulo esta destinado a incluir algunas de las enfermedades más comunes que pueden sufrir los canarios y sus posibles curas.
.

Después de comprar unos canarios sanos, es nuestra responsabilidad que sigan así durante mucho tiempo. La enfermedad en una jaula de cría constituye un desastre tanto directa como indirectamente. Hay que evitar la enfermedad a toda costa. Unas buenas instalaciones y una atención constante al canario favorecerán las medidas de prevención. Los pájaros no padecerán ninguna enfermedad, o padecerán alguna sólo de tarde en tarde, y su estado de salud continuará siendo óptimo.
Pero incluso con el mejor de los cuidados, algunos canarios pueden enfermar, sobre todo cuando no se conocen las circunstancias que pueden favorecer la aparición de enfermedades. Los canaricultores que conocen muy bien su cometido e inspeccionan a sus pájaros diaria y diligentemente son capaces de atajar de raíz cualquier desastre potencial, mucho antes que los aficionados negligentes que no llevan a cabo las labores de prevención.

Un canario sano es un pájaro ágil y alegre con un plumaje apretado, ojos brillantes, una voz clara y un apetito saludable. No tiene parásitos, canta con alegría de vivir, se aferra a la percha más alta con porte orgulloso y es la viva imagen de la actividad.
Para ello es muy importante fijarse siempre en sus actitudes, pues así si se encuentran ante una actitud nueva, comprobarán que no es normal lo que hace y podrán solucionar su problema con anticipación; para ello hay que tener en cuenta las siguientes cosas:

Observar sus excrementos
Normalmente deben ser bastante secos y coloreados de una mezcla de blanco, gris y negro. Un cambio de color, o excrementos más líquidos y finos, es un indicio seguro de que el pájaro está enfermo.

Fijarse en lo que hace
Un pájaro que durante el día no dormía y ahora lo vemos dormitar en cualquier sitio y a cualquier hora, nos informa de que algo no va bien y que le tendremos que vigilar más estrechamente.

Hay que coger al animal inmediatamente y colocarlo en un lugar cálida o preferiblemente en una jaula enfermería. Allí el pájaro encontrará paz y calor en la jaula, factores imprescindibles y que requieren para su total curación. Esto también es importante cuando se producen enfermedades que pueden ser contagiosas y de esta manera se elimina la fuente del contagio. Hay que suministrarle agua y alimento, y situarlos a su alcance, así como vigilarlo más estrechamente.

Los síntomas nos darán algunas pistas de la naturaleza de su enfermedad; de esta forma podremos saber con cierto grado de exactitud cual es el problema; aunque hay muchas veces que este diagnóstico no es sencillo.

Después de unas cuantas horas en la jaula enfermería, hay que inspeccionar detalladamente al pájaro enfermo. Para ello soplaremos las plumas que se encuentran alrededor de la zona anal y comprobar si está sucia o cubierta de lodo. Si es esté el caso, ello nos indicaría que tienen algún problema digestivo o infección intestinal. También comprobaremos si se aprecian manchas oscuras en la piel del vientre. En este caso, lo más probable es que sea una infección del hígado, y es mejor llevarlo a un veterinario. Palparemos la carne a cada lado del esternón; si la notamos mustia, esta es otra indicación de que la salud del pájaro se ha resentido.

Unas ventanas de la nariz moqueantes o húmedas pueden significar aspergilosis (enfermedad del sistema respiratorio casi incurable), aunque en la mayoría de los casos se trata de una infección respiratoria menor .

Si el pájaro muestra dificultades para respirar, puede ser debido a una enfermedad eruptiva.

Si el pájaro acaba de enfermar y está continuamente rascándose, puede estar infestado de parásitos. Las hembras quizás sufran de bloqueo ovular. Si, después del examen, no hemos encontrado ningún síntoma claro para poder realizar un diagnóstico, hay que volver a examinar al pájaro. Quizás encontremos un ala o una pierna rota o hinchada.

Si la enfermedad no parece ser demasiado grave, entonces le podremos ofrecer agua para beber con una pizca de bicarbonato sódico, algunas semillas un poco mojadas, o un trozo de pan mojado en agua.

La primera parte del tratamiento es la aplicación de calor. Un pájaro enfermo debe ser inmediatamente aislado en un lugar cálido después de que se haya descubierto su malestar. En el invierno, se puede trasladar al pájaro a una habitación cálida de la casa, pero es mucho más recomendable instalar al pájaro en un lugar donde la temperatura se pueda mantener constante entre los 29 y los 32º C.

Esta jaula especial se puede adquirir en las tiendas de animales, aunque también la podemos construir nosotros mismos, para ello necesitaremos: una jaula tipo cajón con la parte frontal de cristal y con unas medidas de 40 x 40 x 40 cm. En la parte inferior de la jaula se instalan 4 lamparillas incandescentes de tungsteno de 60 vatios, de tal forma que cada una funcione independientemente. Gracias a este sistema, en la jaula puede conseguirse la temperatura correcta, sea cual sea la temperatura exterior. Las lamparillas deben estar separadas del área principal de la jaula por una lámina de material no inflamable. La mejor probablemente sea una lámina de metal, ya que conduce rápidamente el calor hacia el interior de la jaula y protege al pájaro de la luz brillante. Hay que fijar un termómetro de fácil lectura en una de las paredes de la jaula. La bandeja extraíble de la base se cubre de arena, que debe ser cambiada 2 veces al día dado que es muy probable que los excrementos de un pájaro enfermo sean infecciosos. Para controlar a un pájaro enfermo es importante vigilar a diario sus excreciones. Este control sólo se puede llevar a cabo si el material de la parte inferior de la jaula se presta a esa evaluación; por la mañana y a últimas horas de la tarde use toallas de papel, de periódico o algún material impermeable al agua que permita esa evaluación.

La instalación de una pantalla de tela metálica por encima de la bandeja permitirá que los excrementos pasen através de ella, y de esta forma se evitará que el pájaro se ensucie. Aunque la parte frontal de cristal deslizable es movible, es más cómodo contar con una pequeña puerta de servicio adicional en uno de los laterales, para que se le pueda ofrecer agua y comida; agua especialmente, porque es muy probable que el pájaro tenga mucha sed.

Aunque hay que mantener caliente al pájaro, no conviene negarle una adecuada ventilación. En un área caliente y pequeña, tiene que circular el aire fresco, pero sin corrientes de aire. Esto se consigue perforando unos cuantos agujeros pequeños en la parte superior de los laterales de la jaula.

Después de cada uso, hay que limpiarla, desinfectar, aclarar y secar concienzudamente la jaula enfermería por dentro y por fuera, y dejarla preparada para la siguiente emergencia. Un consejo: hay que asegurarse de que desconectamos el suministro eléctrico antes de limpiar la jaula.

Cuando tratemos con pájaros enfermos, son esenciales unas estrictas medidas higiénicas. Por tanto, hay que ofrecerles buena comida y agua limpia, vegetales frescos y comida suave recién preparada. Limpiar la suciedad y los excrementos con tanta frecuencia como sea necesario y no olvidarnos de nuestra propia higiene personal.

En muchos casos, el pájaro enfermo se cura después de pasar una temporada en la jaula enfermería sin necesidad de ningún otro tratamiento.

Si el pájaro, en cambio no mejora, hay que examinarlo otra vez. Observar los excrementos; si son delgados o acuosos o presentan un aspecto lechoso, entonces es muy probable que exista un trastorno intestinal. Una pequeña cantidad (la punta de un cuchillo) de bicarbonato soda en el agua de beber puede hacer milagros. Si nos encontramos que el pájaro esta infectado de parásitos, hay que limpiarle las plumas o rociarlas con un insecticida especial.

Cualquier herida o llaga, o un área infectada alrededor del pico o de los ojos, debería ser untada con una pequeña cantidad de pomada antibiótica.

Si después de un examen cuidado todavía no podemos encontrar la causa, entonces sería conveniente optar por llevarlo al veterinario.

Arrancado de plumas
Es un trastorno del comportamiento que puede darse hacia el final de una muda normal o anormal, aunque una infestación de parásitos internos también suele provocar que surja esta costumbre. La irritación que el pájaro experimenta en ese momento puede dar lugar a que primero se rasque y finalmente se arranque las plumas. Desgraciadamente se convierte en un hábito que es difícil de curar una vez establecido, especialmente en el caso de las hembras. Algunas hembras comienzan arrancándose las plumas si el material que tienen para construir el nido durante la época de cría es inadecuado. Generalmente, el problema se al proporcionar a la hembra accesorios adecuados para el nido y una gran cantidad de material para su construcción. Muchos criadores cuelgan tejidos diversos en el enrejado de la jaula o en la tela metálica de la pajarera, con el objeto de dar a los pájaros algo en que tener ocupada su mente. De vez en cuando sucede que una hembra, ansiosa de preparar ya el siguiente nido, comienza a arrancar las plumas de los polluelos de la nidada anterior, que todavía están en el nido. Ante esta situación, hay que aislar a los polluelos de sus padres mediante un separador de tela metálica o de barrotes. Los jóvenes siguen siendo alimentados por sus padres a través de la tela metálica, pero se encuentran a salvo del pico que les arranca las plumas, generalmente, el de su madre. Los jóvenes pájaros también pueden ponerse a picotear sus plumas, especialmente si están hacinados en un pequeño espacio. En el caso de polluelos que no han hecho todavía su primera muda pero ya están emancipados.

Aspergilosis
Enfermedad fúngica grave, y con frecuencia fatal, que afecta al sistema respiratorio y que puede instalarse en los pulmones y los sacos aéreos del pájaro. Está causada por ciertos hongos que se introducen por inhalación. Con la infección en estado avanzado, el aparato respiratorio y los sacos aéreos se llenan con un pus amarillento y parecido al queso fresco, que dificulta gravemente la respiración del pájaro. Éste pierde el apetito y, por supuesto, se debilita gravemente. Cuando llega a este estado, generalmente ya no hay solución. Hasta la fecha no existe ninguna cura para esta enfermedad. Recientemente se han conseguido buenos resultados con la administración de quetoconazol. Para la aspergilosis de los pulmones y de los sacos aéreos, resultan bastante útiles las pulverizaciones ultrasónicas con anfotericina B o miconada fluorocicina, sobre lo cual la informará su veterinario. Es conveniente tomar estas medidas: dar siempre semillas limpias, sin polvo y totalmente secas, no guardar semillas cerca de los almacenes de heno, paja o productos similares. Si se produce esta enfermedad entre sus pájaros separe a los infectados de los otros y limpie la jaula y los productos que contiene con una solución de sulfato de cobre al 1% y deje que se seque antes de volver a meter a los pájaros sanos.

Caída de las plumas.
Puede ser causada por diversos factores: ácaros, ... Las variaciones repentinas de temperatura también pueden provocar la pérdida de las plumas. Las pajareras exteriores que están parcialmente o incluso completamente cerradas con cristal se pueden convertir en auténticas trampas de calor durante los días más calurosos del verano, mientras que la temperatura puede descender durante la noche. Con frecuencia aparecen en la cabeza zonas desplumadas como resultado de estas variaciones de temperatura. Por supuesto, durante la muda anual las zonas desplumadas son algo natural, aunque los pájaros no deberían perder demasiadas plumas a la vez.

Calcificación
Al envejecer sufren procesos de calcificación que les debilitan los pies y las patas, y son causadas por los depósitos que forman el exceso de sales de calcio entre las escamas. La piel de las patas y de los pies se vuelve extremadamente seca y escamada, y el pájaro puede sufrir irritación y dificultad para caminar. Este estado a menudo aparece como consecuencia de ataques de ácaros o de otros parásitos chupadores de sangre, y debe tratarse de la forma habitual. Hay que lavar las patas y los pies del pájaro infectado con agua templada a la que se le habrá añadido un poco de jabón. A continuación, hay que secarlas con un poco de trementina y frotarlas finalmente con un poco de vaselina o aceite para niños. El aceite debería aplicarse durante varios días hasta que las escamas se limpien y se vuelvan flexibles. Hay también algunas pomadas excelentes en el mercado. Las bolas de algodón son excelentes para la aplicación del aceite. Durante el tratamiento, es mejor aislar al pájaro en una pequeña jaula con el suelo cubierto con un papel en lugar de arena, ya que ésta podría adherirse a la pomada aplicada en los pies al posarse el pájaro en el suelo.

Crecimiento excesivo de las uñas
Si las uñas son demasiado finas, dejarán de tocar la superficie y, si no se cortan a tiempo, pueden incluso crecer mucho y formar una larga espiral. Para prevenir su crecimiento excesivo hay que proporcionar perchas de diversos grosores, para que las uñas y los dedos estén continuamente en contacto con alguna superficie cuando el pájaro se mueve de un lugar a otro. Las uñas muy largas conllevan un grave peligro para el animal, porque pueden quedarse enganchadas en la tela metálica y hacer que el pájaro, al esforzarse por escapar, se rompa algún miembro. Después de disponer en la jaula una amplia variedad de perchas, corte las uñas excesivamente largas a una longitud adecuada usando unas tijeras afiladas o un cortaúñas. Para esta operación, tome al pájaro en la palma de la mano izquierda y sujétalo con 3 dedos, mientras utilizas el pulgar y el índice para manipular un dedo cada vez. Sostenga el dedo al trasluz para que la luz pase a través de la uñas, y corte justo por encima del vaso sanguíneo.Si éste accidentalmente se corta, detenga la hemorragia con un preparado hemostático, aunque si es cuidadoso, no será necesario.

Dificultad para poner huevos
La hembra tiene un aspecto enfermo y sufre un gran dolor, y se sienta encorvada en una esquina. Si se le aprieta suavemente el bajo abdomen, se localizará el problema. Normalmente un huevo tarda unas 24 horas en descender del ovario a la cloaca y de allí al exterior del cuerpo, pero cuando surge esta dificultad significa que los músculos responsables de empujar al huevo se contraen y no pueden moverse. Entre los posibles motivos hay que mencionar el estrés, el frío, la sobrealimentación, un pobre tono muscular y deficiencias de calcio y fósforo. Otro tipo de dificultad en la puesta de huevos sucede cuando la cáscara de huevo no se ha desarrollado suficientemente, problema que es causado por una deficiencia de calcio o una disfunción del mecanismo que deposita el calcio en la cáscara. El huevo de cáscara fina no se desliza fácilmente a través del oviducto y es fácil que se atasque. La prevención, por supuesto, consiste en asegurarse de que nuestros pájaros consumen una dieta equilibrada. Para reducir aún más las probabilidades de que surja este problema, no alimente a las hembras demasiado pronto en la época de cría y no emplee para la cría a pájaros demasiado jóvenes o demasiado viejos. Si actúa con rapidez, la dificultad para la puesta generalmente se puede curar. Mediante un gotero, introduzca unas pocas gotas de aceite mineral en la zona anal antes de instalar al pájaro en una jaula enfermería caliente. La combinación de calor con la lubricación de la cloaca debería permitir al pájaro dejar salir al huevo.El veterinario puede solucionar con más rapidez el problema al administrar calcio y otras medicinas que estimulan las contracciones del oviducto, y es mejor rechazar el huevo puesto después del tratamiento.

Enfermedad del sudor (colibacilosis)
Está causada por el bacilo Escherichia coli. Los jóvenes que contraen esta enfermedad enferman gravemente ya que los organismos se multiplican de forma espectacular. La falta de higiene en las jaulas, la humedad y la superpoblación pueden potenciar esta enfermedad. Estas infecciones van asociadas a graves problemas de enteritis. Habitualmente las deposiciones de los jóvenes están contenidas dentro de menbranas, de tal forma que los padres las pueden arrojar fácilmente del nido. Pero, por desgracia, las deposiciones de los pájaros infectados son acuosas y pronto contaminan el nido, causando la enfermedad del sudor. Con el calor del nido las bacterias se multiplican aún más, entran en los jóvenes desplumados através del ombligo, a veces a través de la piel, y provocan quistes en el lugar donde se instala la infección, especialmente en el oído y en la región de la garganta. El pájaro enfermo rehusa alimentarse, se debilita rápidamente y muere pronto, frecuentemente al 4 día después de haber contraído la infección. Es una enfermedad fácil de detectar por medio de pruebas bacteriológicas y, como es una infección puede ser fatal, el diagnóstico y el tratamiento por tanto tienen que ser inmediatos. Una vez infectados, tienen que ser frotados con una esponja para limpiarles la materia fecal y enjuagarlos en un entorno caliente. La diarrea debe cortarse tan pronto como sea posible para evitar la pérdida de líquidos. Es necesario instalar a toda la familia de pájaros en una jaula de cría limpia y desinfectada. La jaula antigua y todos sus accesorios deben limpiarse y desinfectarse a conciencia y es preferible quemar todo el material sucio del nido. Esta enfermedad se trata con antibióticos orales. Su veterinario le aconsejará sobre el tratamiento correcto.

Eutanasia
En casos de heridas o enfermedades incurables, es a veces más misericordioso liberar a un animal de su dolor u agonía que prolongar lo inevitable.

Estreñimiento y diarrea
El pájaro enfermo moverá sin descanso la cola hacia arriba y hacia abajo en un intento de realizar un movimiento intestinal. Entre las causas del estreñimiento hay que mencionar demasiada comida a base de huevo, mala dieta o, particularmente un exceso de semillas de amapola. Un trozo de manzana madura ayudará a ablandar las heces, y preferiblemente debería aislar al pájaro enfermo en una pequeña jaula hasta que se cure. Al pájaro debería administrársele un poco de aceite de hígado de bacalao mezclado con sus semillas habituales con objeto de ayudarle a lubricar sus heces. Unas pocas hojas de achicoria también podrían ayudar, así como sal de Glauber, que se disuelve en el agua de beber. La diarrea suele ser un trastorno más grave que el estreñimiento y puede tener diversos orígenes tales como una mala alimentación, ingerir demasiada verdura, obesidad, infecciones respiratorias. Un pájaro que sufre de diarrea, con frecuencia se muestra apático y encorvado, y ahueca las plumas. En casos graves, el pájaro permanece en una esquina sobre el suelo, con la cabeza escondida bajo el ala, habiendo perdido evidentemente todo interés por la vida. Es preciso darle de beber con frecuencia, ya que la diarrea provoca deshidratación, pero quizá el pájaro no desee comer mucho, si es que come. Los excrementos serán muy acuosos y sueltos y a veces de un color inusual, dependiendo de la causa. Siempre es mejor comentar estos casos con un veterinario, pero hay 2 o 3 remedios caseros que podemos probar:

Trasladar al pájaro enfermo a la jaula enfermería y mantener una temperatura constante de 32º C. Una infusión de manzanilla puede producirle alivio, mientras que el arroz hervido, copos de avena o semillas de mijo le ayudarán a endurecer las heces.
Adquirir un preparado comercial en tabletas para combatir la diarrea. Hay que disolver una tableta, siempre ateniéndose a la dosis que recomienda el veterinario, en una cucharada de agua e introducir unas pocas gotas en el pico del pájaro enfermo por medio de una jeringuilla o gotero.

Entre las causas de la diarrea hay que incluir las malas condiciones ambientales, como la escasa ventilación, las corrientes de aire frío o los cambios repentinos de temperatura. En las pajareras exteriores, el agua de beber excesivamente fría puede ser un problema durante el invierno y, en cualquier caso, habría que asegurarse de que el agua no se congele. Los venenos también pueden ser una causa de la diarrea y es preciso tomar toda clase de precauciones para comprobar que nuestros pájaros y su comida no estén expuestos a insecticidas peligrosos, fungicidas, herbicidas, etc... Si sospechamos que nuestros pájaros se han envenenado, deberíamos trasladarlos a una jaula caliente, darle verdura fresca, y añadir un poco de bicarbonato de soda en el agua de beber, aproximadamente un gramo por vaso lleno de agua. La leche fresca, o cualquier purgativo, también se pueden emplear pero hay que tener mucho cuidado para no provocar una sobredosis. El bicarbonato de soda nunca debería administrarse durante más 2 días consecutivos.

Fracturas
Hay que evitar que los pájaros se encuentren en un entorno hostil y que no estén nerviosos.

Tipos de fracturas que se pueden producir:

Las fracturas de las alas se pueden curar si se tratan de la forma adecuada, pero el pájaro ya nunca podrá volver a volar bien. Este problema se reconoce fácilmente cuando el pájaro está sentado con aspecto lastimero en alguna esquina, incapaz de volar y con el ala rota colgando. Esta herida puede ocurrir durante la captura de los pájaros, si no se tiene un cuidado especial. Una vez localizado el lugar exacto de la fractura, hay que oprimir suavemente el ala y aplicar un poco de antiséptico suave. Existen muchos productos comerciales que tienen la ventaja de activar ciertas glándulas con lo que se logra acelerar el proceso de curación. Si la piel no está rota, podemos probar a unir los dos huesos y mantenerlos en esa posición con la ayuda de un esparadrapo. Al cabo de unos 15 días, el ala debería haberse curado. Entonces quitaríamos el esparadrapo cortándolo con mucho cuidado con unas tijeras afiladas. Mientras se cura, hay que mantenerlo aislado en una jaula limpia y confortable en la que no haya perchas, y con los recipientes de la comida y bebida a su alcance. Tenemos que procurar que el pájaro esté tranquilo. Se recomienda darle un suplemento de vitamina D, calcio y aceite de hígado de bacalao. La fruta, el pan blanco duro mojado en leche y el amasijo de huevo son alimentos muy adecuados.
Las alas rotas y caídas se pueden vendar mejor con una gasa. Cortaremos una tira de gasa, y después introduciremos el ala rota a través del trozo de gasa, a modo de cabestrillo. Envolveremos la gasa alrededor del cuerpo y la sujetaremos a la pata para evitar que se salga. Tenemos que asegurarnos de a ver apretado bien el vendaje, pero sin oprimir. Reparar un ala rota es un cometido difícil, y es mejor confiarlo a un veterinario experto.

En las fracturas complicadas, en que la piel se ha desgarrado y el hueso con frecuencia se muestra al aire, el tratamiento es muy difícil. En estos casos lo mejor aunque suene muy duro, es sacrificarlo. Porque aunque la herida se llegue a curar, el ala con toda probabilidad estará mal colocada y no le permitirá volar.

Las fracturas de las patas también pueden producirse cuando se intenta agarrar al pájaro; a veces, si las uñas del pájaro son demasiado largas, puede quedar aprisionado en la red metálica de la jaula o de la pajarera y en su esfuerzo por escapar, puede romperse una pata. En primer lugar hay que desinfectar el área de la fractura, después envolverla con un ventaje apretado o fabricar un entablillado usando el plástico aislante de un pequeño trozo de cable eléctrico. Hay que enderezar la pata estirando con cuidado un trozo de hilo atado al pie. Si la parte inferior de la pata está fracturada, es mejor usar un trozo de aislante de cable eléctrico o un entablillado fabricado con un cañón de pluma de 1 cm de largo, colocado bien apretado a la fractura. El entablillado se ajusta con un trozo de escayola o se envuelve con algodón o hebras de lana. Hay que asegurarse de que la venda no esté tan apretada que pueda perjudicar la circulación de la sangre. Una fractura de muslo se trataría de la misma manera.

Las fracturas espontáneas, es decir, aquellas que se producen sin ninguna circunstancia aparente, son debidas por lo general a la falta de minerales y no deberían ocurrir si los pájaros están recibiendo una dieta equilibrada que contenga vitamina D, hueso de jibia, calcio y comida fresca.

El pájaro herido debería mantenerse aislado en una jaula con una capa de material suave sobre el suelo, una fina capa de arena. Se deben eliminar las perchas, y hay que situar la comida y el agua en lugares totalmente accesibles. Hay que ofrecerle suplementos alimenticios. En estas condiciones la pierna debería curar en 3 o 4 semanas. Si la pierna muestra un aspecto azulado, y luego negro, significa que se ha gangrenado, quizá debido a un vendaje demasiado apretado o a una unión imperfecta,y entonces sería necesario amputársela. En cambio, si todo ha ido bien, el entablillado se puede quitar al cabo de unas 4 semanas.

Gota
Está causada por la acumulación de ácido úrico en diversas partes del cuerpo. No debería originarse si las perchas de la pajarera y los refugios para dormir se encontrasen en óptimas condiciones. Si el alojamiento es adecuado, los pájaros dispondrán de mucho espacio para volar y harán el suficiente ejercicio para mantener sus músculos tonificados y su circulación y respiración estimuladas. Esto, junto con una dieta equilibrada, debería ser suficiente para prevenir la gota. Si aparece esta enfermedad, un tratamiento a base de calor (entre 27 y 30 ºC) y una alimentación sólo a base de semillas, con un poco de carbón vegetal triturado, disuelto en agua de arroz le ayudará a aliviarlo. También lo podemos ayudar con un suplemento adicional de vitamina Ay amasijo de huevo.

Infección de la glándula uropigial
También llamada glándula del aceite, es la única glándula que poseen los pájaros en la piel. está situada en la rabadilla y segrega un lubrificante aceitoso para las plumas, que el pájaro emplea para acondicionar y ayudar a impermeabilizar sus plumas. Con el pico toma un poco de ese aceite segregado y lo extiende por todo el plumaje en una acción conocida como emperejilamiento. La glándula uropigial de vez en cuando se puede infectar, y en estos casos se observa una hinchazón en el área circundante. Con un evidente dolor, el pájaro se picoteará y rascará en el lugar que le molesta e incluso puede arrancarse algunas de las plumas que rodean la zona de la rabadilla. Al cabo de cierto tiempo, el abceso revienta, dejando señales de sangre en las perchas. El canaricultor que está alerta no permite que esta enfermedad llegue hasta tal punto. La infección crónica suele aparecer por una sobreproducción de secrección sebácea, y la situación se puede aliviar en cierto modo si se aprieta suavemente la glándula a intervalos regulares. Si esto no ayuda al pájaro, hay que acudir al veterinario para que le opere. Una incisión practicada con un escalpelo en el lugar adecuado liberará la pus; la infección puede ser absorbida con una jeringuilla y tratada posteriormente con antibióticos.

Infección por "Escherichia colia"
Esta infección viene producida por el agua. este bacilo puede causar graves molestias intestinales, que tienen como resultado una diarrea infecciosa, y si el microorganismo causante de la enfermedad se extiende a algunos de los órganos internos, el pájaro puede llegar a morir. Los polluelos son particularmente sensibles a una infección de E. coli, transmitida por sus padres que han estado en contacto con las heces infectadas de otros pájaros... La infección incluso la pueden provocar las moscas domésticas. La buena higiene colaborará a asegurar que nuestros pájaros no se contaminan. Para ello es necesario lavar bien las manos antes de manipular a los pájaros, preparar comida, inspeccionar los nidos, o realizar otras actividades con sus pájaros. Para prevenir la contaminación fecal, hay que evitar la comida, el agua y las perchas sucias. Y lava y desinfectar todo regularmente. Para tratarlo hay que administrarle una o dos gotas de caopectato o peptobismol cada 4 horas con un gotero para medicinas. Con ello se suavizará y protegerá el aparato digestivo inflamado.

Infecciones oculares
Muchas infecciones oculares son producto de complicaciones de otras enfermedades, como las diversas infecciones respiratorias. Una deficiencia en vitamina A o incluso una exposición a los aerosoles también pueden causar problemas en los ojos. El pájaro generalmente cerrará el ojo infectado, que tendrá un aspecto lloroso y los bordes estarán inflamados (blefaritis). Las infecciones bacterianas pueden comenzar como resultado de condiciones poco higiénicas. Al limpiarse el pico sobre una percha contaminada fecalmente, por ejemplo, es fácil que las bacterias accedan al ojo del pájaro. Los pájaros recientemente importandos que han viajado en condiciones de hacinamiento son una importante fuente de infecciones oculares, que se pueden transmitir rápidamente de un pájaro a otro. Un pájaro con lso ojos infectados debería ser aislado en una jaula enfermería o, en todo caso, en un entorno cálido. Hay que lavarle los ojos con una solución de ácido bórico al 5 %, o aplicarle una pomada oftálmica antibiótica 2 veces al día (el veterinario le recomendará cual es la que debe utilizar).

Infecciones respiratorias
Hay una serie de infecciones del aparato respiratorio, siendo la más común el resfriado, que causa inflamación de la nariz y de la garganta. Con frecuencia estas infecciones aparecen en los pájaros que viven en condiciones de frío, humedad o superpoblación, y con una escasa ventilación. Los organismos responsables de las infecciones respiratorias por lo general están presentes en el aire en diversas cantidades. Los pájaros sanos suelen resistir las invasiones de estos organismos patógenos, pero las condiciones insanas en que viven provocan tensión y la resultante reducción de resistencia. Tan pronto como aparecen los síntomas de resfriado en un pájaro, éste debe ser aíslado en un lugar caliente, preferiblemente en una jaula enfermería. Hay que limpiar cualquier emisión nasal con un algodón o un tejido similar. Podemos usar un vaporizador para rociar un vapor fino y cálido de agua en la jaula, que servirá para suavizar y humedecer el aparato respiratorio inflamado.

Muda
Todos los pájaros renuevan sus plumas en determinados períodos del año. Las plumas sufren muchos deterioros debido al tiempo y al viento, al emperejilamiento, al cortejo al apareamiento, anidamiento, cría, ... Los canarios efectúan un completo cambio de sus plumas, o muda, una vez al año, inmediatamente después de la época de cría. Los jóvenes de ese año pierden algunas de las plumas de su cuerpo, pero no cambian las plumas de la cola y de las alas. El período de muda suele tener lugar desde la mitad del verano hasta la mitad del otoño, por tanto los pájaros entran en el invierno con un nuevo abrigo limpio. La muda está relacionada con el ciclo reproductivo y suele tener lugar poco tiempo después del período más intenso de desgaste: la empolladura y la cría de los polluelos. Una muda no es una enfermedad sino un fenómeno natural; sin embargo, las mudas problemáticas pueden darse y de hecho se dan. Por otra parte, una muda normal y sin problemas depende también de la época, la temperatura, ... Suele ser más intensa después de una primavera cálida y al comienzo del verano que durante los meses fríos y húmedos. A veces un pájaro está aparentemente tan deseoso de mudar sus plumas, que continuamente, a veces incluso se arranca algunas con el pico y experimenta un cierto alivio al hacerlo. Por lo general, la muda constituye un período de descanso para los pájaros y ellos mismos evitan cualquier actividad innecesaria. Durante la muda, la temperatura del pájaro es un poco más elevada de lo normal, pero sí la muda es anómala, la temperatura puede incluso descender. En este momento de cambio, los pájaros son más subsceptibles, a las fracturas debido a la reabsorción del calcio por los tejidos óseos. En consecuencia, es precio suministrar a los pájaros una dieta rica en proteínas y un aporte adecuado de calcio durante la época de muda, con el objeto de proporcionarle combustible para las nuevas plumas, que están compuestas por un 88 % de proteínas.Si el pájaro recibe una dieta pobre en proteínas, no sólo le crecerá un escaso nº de plumas, sino que puede incluso tener que comérselas para complementar su dieta.A veces el pájaro experimenta lo que se conoce como una muda anormal, es decir, pierde demasiadas plumas de una vez y tiene dificultades para reemplazarlas, o bien pierde sus plumas en una estación que no es la correcta. Estos casos suelen ser desencadenados por factores ambientales extremos, como temperaturas excesivamente elevadas o bajas, cambios repentinos de temperatura, enfermedades, choque (a veces se denomina muda por choque) o miedo, factores todos ellos que le causarán tensión y que alterarán el normal metabolismo del pájaro. Una disfunción de la glándula tiroidea, con frecuencia es causa de una muda anormal. El veterinario nos dirá si es necesario darle un suplemento alimentario. Las mudas por choque se pueden evitar aislando a sus pájaros en ambientes tranquilos y soleados, donde no estén sometidos a repentinos tumultos o visitas inoportunas como perros, gatos, búhos, comadrejas y otros animales similares. A veces las plumas de la cola se mudan como resultado de haber sido agarradas por un predador, acabando este último con un puñado de plumas de cola en la boca mientras el pájaro escapa tranquilamente. Otra clase de muda se conoce como muda permanente. Esta muda suele estar causada por una reducción de proteínas en la dieta y, en estos casos, la muda normal también puede ser incompleta. El problema se puede corregir equilibrando la dieta y quizá mejorando las condiciones ambientales del pájaro. Para ello hay que cambiar a una dieta rica en proteínas.

Obesidad
La falta de ejercicio adecuado y una dieta demasiado rica en grasas e hidratos de carbono pueden conducir a la obesidad en los pájaros. El proceso de engordar es bastante lento, por tanto los dueños de canarios deberían estar especialmente atentos a la evolución de sus pájaros. Los pájaros que reciben trozos de pastel, galletas y golosinas son más propensos a volverse obesos. Un pájaro obeso no será capaz de volar y apenas se podrá sujetar sobre sus pies. Por lo general, permanecerá sentado en el suelo de la jaula jadeando y esforzándose para moverse. Los depósitos de grasa descolorarán la piel, que adquirirá un tono amarillento, tono que se puede ver si se soplan las plumas. Un pájaro obeso muere antes que un pájaro normal y no sirve para la cría. Si algún pájaro parece que estuviera ganando peso, hay que tomar rápidamente una medida correctiva. Hay que asegurarse de que el pájaro hace suficiente ejercicio. A un pájaro enjaulado debería permitírsele volar libremente por la habitación durante una hora más o menos cada día. También podemos colgar algunas fibras de pita y semillas de mijo en las paredes de la jaula para animar al pájaro a moverse más y ser más activo. En lo que concierne a la dieta, podemos ofrecerle verdura fresca y no incluir en las semillas que le damos ningún alimento demasiado rico en proteínas o grasas.

Ornitosis
Enfermedad que se conoce también como psitacosis ya que en un principio, se llegó a pensar que era exclusiva de los loros y los periquitos. Sin embargo, afecta a muchas otras especies de pájaros, incluso de vez en cuando a los canarios. Es una enfermedad grave ocasionada por la Chlamydia, un organismo intracelular. Esta enfermedad aparece especialmente en los pájaros que viven y se alimentan en condiciones muy poco higiénicas, y se extiende rápidamente en las jaulas o pajareras superpobladas. Con frecuencia la traen pájaros de importación, especialmente aquellos que han sido pasados de contrabando. La ornitosis puede presentar una variedad de síntomas y con frecuencia es difícil de diagnosticar, especialmente en sus primeras etapas. Generalmente comienza con un fuerte resfriado, y el pájaro jadea y resolla, todo ello acompañado de una nariz moqueante. La diarrea y el letargo son síntomas posteriores, y con frecuencia los calambres y deformidades aparecen poco tiempo antes de la muerte del pájaro. Existe una forma leve de la enfermedad que se suele curar por completo. Sin embargo, el pájaro que aparentemente está curado puede seguir infectando como portador, a otros pájaros y seres humanos durante toda su vida. La enfermedad se clasifica de riesgo grave para la salud y hay que notificarla a las autoridades sanitarias en la mayoría de los países. En los seres humanos está enfermedad fue una vez extremadamente peligrosa, pero la aparición de ciertos antibióticos, ha reducido el peligro en gran medida.

Parásitos externos
Son criaturas que pueden vivir dentro (parásitos internos) o en el exterior (parásitos externos) de los cuerpos de otros animales para sobrevivir, generalmente en detrimento del anfitrión.

En el presente caso, el anfitrión es el canario y los parásitos externos son invertebrados mordedores y chupadores de sangre que pueden infectar al pájaro si no se es lo suficientemente diligente. Los parásitos externos más graves son probablemente diversas especies de ácaros, el más conocido de los cuales es el ácaro rojo de los pájaros (piojo de las aves domésticas), que se pasa el día oculto en las grietas y rincones de la pajarera o de la jaula, pero que sale de noche, sube por el cuerpo de los pájaros, y les chupa la sangre a través de la piel.

Un solo ácaro, que es más pequeño que la punta de un alfiler, por supuesto no chupa mucha sangre, pero miles de esos parásitos pueden llegar a ser extremadamente debilitantes para sus pájaros, a los cuales pueden convertir en animales anémicos y provocándoles mucha tensión por la irritación que causa su picadura. Los pájaros que están criando pueden ser constante y gravemente atormentados por esos ácaros. Otro problema es que los ácaros pueden transmitir enfermedades de un pájaro a otro, como en el caso de la toxoplasmosis. Hay que estar siempre alerta para detectar el inicio de cualquier infestación de ácaros e inspeccionar la jaula o la pajarera y todos sus accesorios. Los ácaros, si es que los hay, se pueden descubrir en un trapo blanco que podemos dejar toda la noche en una esquina de la jaula o de la pajarera.

Estas diminutas criaturas rojas serán más fáciles de ver contra el fondo blanco. Los piojos rojos de los pájaros pueden vivir sin sangre durante largos períodos de tiempo y, en esas ocasiones, son más difíciles de detectar debido a que son translúcidos, hasta que tengan la oportunidad de chupar sangre de nuevo.

A una temperatura de 20º C, los ácaros pueden reproducirse cada cinco díasy son capaces de resistir fuertes heladas durante el invierno. Éstas y otras especies de ácaros se introducen en las pajareras en cualquier momento utilizando como medio a los pájaro salvajes, como palomas, estorninos o gorriones, que pueden sentarse sobre el techo de la pajerera para emperejillar sus plumas. Otra clase de ácaros, como el ácaro de las aves de corral del norte, también se alimenta del anfitrión pero es más difícil de erradicarque el ácaro rojo. Otras especies que pueden atacar a los canarios son especies relativamente inofensivas que no transmiten enfermedades, y que viven la piel y en las plumas.

La especie Syringophilus bipectioratus puede encontrarse en muchas especies de pájaros silvestres y domésticos así como en los canarios. Aunque sólo se alimentan de los restos de piel y de plumas, sus efectos irritantes pueden desencadenar que el pájaro se arranque sus plumas.

Una especie que produce afecciones más graves es el Dermoglyphus elongatus, que horada el folículo de las plumas; muchos de ellos pueden causar daños serios y destruir las plumas así como incomodar fuertemente al pájaro. Aunque no suelen considerarse tan graves como los ácaros, los piojos también presentan serios problemas. Hay varias especies que se introducen en sus anfitriones de una forma similar a la de los ácaros.

Existen en el mercado diversas marcas de insecticidas que están especialmente diseñadas para usarse en jaulas y pajareras, y sobre los mismos pájaros. Muchos de ellos emplean la piretrina como ingrediente activo. Este insecticida orgánico se fabrica a partir de la raíz del pelitre, un tipo de crisantemo, y es bastante inocuo para los pájaros si se utiliza siguiendo las instrucciones de su fabricante. Destruye los piojos, los mosquitos, las moscas y otros insectos parásitos así como ácaros y garrapatas. Está disponible en líquido y en polvo, siendo útil el primero para rociar superficies y utensilios, y el último para aplicarlo a los pájaros.

Cuando se tratan pájaros individualmente, se aplica el polvo por todo el plumaje, prestando especial atención al área alrededor del cuello, a la zona anal y bajo las alas, teniendo cuidado de no introducirlo en los ojos ni en la boca. Hay que instalar a los pájaros en una jaula separada hasta que la jaula se haya desinfectado concienzudamente y se haya secado. Es mejor repetir el tratamiento de desinfección al cabo de 10 días, para poder eliminar a cualquier parásito que haya sido incubado, pues los huevos con frecuencia suelen ser resistentes al insecticida.

Ácaros rojos o de la sangre (Dermanyssus)
De vez en cuando una hembra se niega a dar de comer a sus polluelos, o incluso puede llegar a abandonarlos; los polluelos se muestran débiles y apáticos, o bien muestran un color pálido en el interior del pico en lugar de un color rojo saludable.Una causa habitual de estas anomalías es el ácaro rojo, también llamado de la sangre (parásito que vive en las grietas y en los rincones de las jaulas, pajareras y habitaciones de pájaros durante el día, y que se acerca a los nidos durante la noche para chupar la sangre de los polluelos y de sus madres, pero que desaparece de nuevo a su refugio antes del amanecer).
SOLUCIÓN: Limpiar y desinfectar cuidadosamente todas las áreas en las que pueden alojarse. Existen en el mercado insecticidas especiales que se pueden usar cerca de los pájaros.

Pérdida de la voz
Una infección del aparato respiratorio, como el resfriado común, puede ocasionar una congestión de la laringe, y habrá que tratarla como corresponde a los resfriados. Algunos pájaros suelen excederse en su canto, lo que produce una ronquera debido a la inflamación del aparato vocal. En estos casos, hay que aislar al pájaro en una pequeña jaula, y cubrir ésta con una tela, asegurándose de que se encuentra en un lugar donde no puede escuchar a ningún otro pájaro canoro. Un poco de miel o glucosa añadido al agua de beber suavizará la inflamación.

Picoteo de los huevos
Una falta de calcio puede ser la causa, pero es más probable que sea el aburrimiento el que provoque esta costumbre. Hay que asegurarse de que nuestros pájaros ingieren su ración habitual de suplementos alimentícios que contienen calcio.

Problemas de equilibrio
Cuando se producen temperaturas extremas, puede pasar que los pájaros sufran de desequilibrio. Esto viene producido por los cambios en la presión de la sangre debido. En la mayoría de los casos, los síntomas desaparecen cuando el cuerpo del pájaro se adapta a la nueva temperatura. Una enfermedad más grave es la infección del oído medio, en donde se encuentra el órgano del equilibrio. Un pájaro enfermo del oído mantiene su cabeza apoyada a un lado y tiene dificultades para conservar el equilibrio.Este pájaro requiere una inmediata hospitalización y un tratamiento de antibióticos prescrito por un veterinario.

Salmonelosis
La bacteria salmonela es la responsable de diarreas, dolor en las articulaciones y trastornos nerviosos.

La enfermedad se transmite por las heces y la saliva de los pájaros infectados, por ingestión accidental o intencional de heces o introducción directa durante la alimentación directa durante la alimentación a los jóvenes a través de la saliva de los padres infectados. La enfermedad se muestra en 4 formas diferentes, que pueden darse en cualquier combinación de las siguientes:

1.- En el intestino: la bacteria coloniza en las paredes intestinales dificultando la digestión, causa diarreas malolientes, acuosas, verdes o marronáceas, que contienen partículas de alimento no digerido.

2.- En las articulaciones: Una vez establecida en los intestinos, la enfermedad pasará al flujo sanguíneo y afectará a otras partes del cuerpo. En las articulaciones óseas se localiza un dolor intenso y una hinchazón, y el pájaro infectado tiene dificultades para moverse.

3.- En los órganos internos: Una vez en el flujo sanguíneo, los organismos pueden atacar a todos los orgános internos causando graves disfunciones del metabolismo y finalmente, la muerte.

4.- En el sistema nervioso: La salmonela afecta a la médula espinal y al sistema nervioso, causando debilidad, pérdida de equilibrio y parálisis. Los síntomas típicos incluyen un giro extraño del cuello, suciedad de la región anal y contracciones similares a los calambres de los pies.

Los pájaros jóvenes que se infectan en el nido, por lo general mueren. Los más viejos pueden incubar la enfermedad durante largos períodos y volverse inmunes a ella, pero continúan siendo portadores capaces de transmitirla a otros pájaros a través de sus deposiciones o de la saliva.

Sobreingesta
Los pájaros tienden a comer en exceso si se les ofrece demasiada cantidad de comida. A los pájaros sólo se les debería ofrecer buenas marcas de comidas de cría y los alimentos siempre en buen estado.

Las pajareras sucias y la deficiencia vitamínica son otras de las causas de sobreingesta. Un pájaro que sufra de sobrealimentación no tendrá un buen aspecto, y estará sentado junto al plato de la comida la mayor parte del tiempo, con sus alas caídas. Las heces de un pájaro afectado son generalmente de un color negro-grisáceo, y el animal puede morir de una infección secundaria.

Lo primero que tenemos que hacer es ajustar la dieta a sus necesidades; prohibir la comida dulce. También se recomienda ponerle pan blanco duro mojado en agua y añadirle al agua de beber un poco de potasa.

Viruela
Un virus es un organismo tan diminuto que no puede verse con un microscopio normal.

Los síntomas visibles son las típicas pústulas en la piel, amarillentas o rojizas, que en los canarios son aproximadamente de 1 a 3 mm de diámetro.

El primer lugar de aparición es generalmente en los párpados, luego en las patas y en los pies, y finalmente en toda la piel. En algunos casos, el canario se siente mejor después de estar bastante decaído durante unos días pero con bastante frecuencia la infección se extiende a la boca y a los órganos respiratorios, generalmente con resultados mortales.

Es recomendable que cuando aparezca una enfermedad vírica en el canario se vaya a visitar al veterinario. De nuevo, prevenir es la mejor solución. El pájaro infectado puede transmitir el virus a otros pájaros a través de la saliva, ... especialmente mediante las pústulas que se desprenden de la piel.

Es posible vacunar a los pájaros contra la enfermedad y, el veterinario debería ser el encargado de realizar la vacunación. Es recomendable que todos los canaricultores inmunicen a sus canarios. La vacuna se inyecta bajo la piel de las alas y contiene una cepa debilitada del virus, que se multiplicará en el pájaro. Aunque no es lo suficientemente fuerte para que enferme, hará que el pájaro cree sus propios anticuerpos.

En caso de que se produzca algún brote, hay que tomar las siguientes medidas:

1.- Alejar a los pájaros de la jaula infectada y vacunarlos por el veterinario. Hay que administrarle 250 mg de tetraciclina y 5000 unidades de vitamina A.

2.- En las ampollas eruptivas de los pájaros infectados se les aplica mercurocromo al 1-3 % en alcohol de 70º.

3.- Tomar medidas de higiene es imprescindible para tratar la infección. Por ello es preciso instalar un baño de pies a la entrada de la pajarera. Es conveniente cuando se entra en la pajarera sacarse los zapatos, y calzarse unas botas de goma, e introducir los pies en agua, a la que le habremos añadido un desinfectante.

4.- Todas las partes de la pajarera o de la habitación de pájaros infectados, además de todos los accesorios, deben ser desinfectados. Hay que emplear cada vez una solución nueva para que no se reduzca el poder desinfectante. Después de desinfectar la zona, hay que aclarar abundantemente todas las superficies con agua fresca y dejar que se sequen completamente antes de introducir de nuevo a los pájaros sanos.

Todo buen canaricultor debería tener, lo que da nombre a esta página:

El botiquín:

1.- Jaula enfermería: disponible en varios modelos o realizable por uno mismo.

2.- fuente de calor: bombillas de tungsteno y pequeñas lámparas de infrarrojos.

3.- termómetro: es esencial

4.- cubierta para la jaula: si no se dispone de una jaula enfermería, habría que disponer de varias toallas o pequeñas sábanas para cubrir las jaulas en caso de emergencia.

5.- cinta adhesiva: rollo de 2 cm.

6.- gasas estériles.

7.- algodón.

8.- pinzas.

9.- tijeras para cortar las uñas o un cortaúñas.

10.- jeringuillas o cuentagotas de plástico.



Florencio I. Martínez Martínez C.N :CR-41

_________________


Última edición por eldomo3 el Miér Nov 23, 2011 6:26 pm, editado 1 vez
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://canarios-mexico.foroactivo.mx
KANARYO
Criador N4
Criador N4


Mensajes : 319
02/06/2011
Edad : 44
Localización : ATIZAPAN EDO DE MEX

MensajeTema: Re: *Enfermedades Comunes en canarios   Mar Nov 22, 2011 10:18 pm

muy buen aporte gracias
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
neoxfer
Criador N4
Criador N4


Mensajes : 334
29/05/2011
Edad : 37
Localización : Coacalco Edo. De Mex.

MensajeTema: Re: *Enfermedades Comunes en canarios   Miér Nov 23, 2011 4:39 pm

muy buen aporte abad
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
eldomo3
Administrador
Administrador


Mensajes : 1395
29/05/2011
Edad : 31
Localización : tultitlan Edo. de mex.

MensajeTema: Re: *Enfermedades Comunes en canarios   Miér Nov 23, 2011 6:28 pm

gracias a ustedes.... Very Happy Very Happy Very Happy Very Happy

_________________
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://canarios-mexico.foroactivo.mx
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: *Enfermedades Comunes en canarios   Hoy a las 6:29 pm

Volver arriba Ir abajo
 

*Enfermedades Comunes en canarios

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.

 Temas similares

-
» ENFERMEDADES MAS COMUNES EN CANARIOS
» Enfermedades comunes de la piel
» Enfermedades comunes de la boca
» Enfermedades comunes del aparato respiratorio
» Recopilación Tratamientos Bloat

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Canarios México :: Cuidados y Enfermedades :: *Enfermedades y Primeros Auxilios-